Los 12 trabajos más raros del mundo que no sabías que existían

tecnologia
banner-vallebro

¿Profesor de surf para perros? ¿Autoestopista profesional? Hoy te mostramos 12 trabajos tan raros que, probablemente, no sabías que existían.

Después de la crisis que hemos sufrido los últimos años, mucha gente tuvo que buscarse la vida y cambiar de trabajo. Y es que tener una carrera universitaria a día de hoy no basta, y no son pocos los que han tenido que emigrar a otros países para conseguir un puesto decente.

Sin embargo, a raíz de esto, y con el auge de las nuevas tecnologías, surgieron nuevos puestos de trabajo con grandes expectativas de futuro, como los científicos de datos.

A pesar de ello, y como el mundo no deja de sorprendernos, también nos podemos encontrar otro tipo de empleos como el de probador de toboganes o el de espantapájaros humano.

Hoy hemos decidido mostrarte los trabajos más raros del mundo. Quizás alguno te sirva de inspiración o te demuestre que, en el fondo, tu futuro profesional no pinta tan negro como te esperabas.

Si quieres saber cuáles son, echa un vistazo a esta lista.

12. Espantapájaros humano

Jamie Foxx gana unos 311 dólares a la semana trabajando como espantapájaros humano. Su trabajo consiste en ir paseando por una granja con un abrigo naranja intentando evitar que los pájaros destrocen la cosecha de su jefe. Este trabajador señala que le encanta su empleo porque le permite estar sentado al aire libre leyendo, pero admite que suele estar resfriado gran parte del año.

11. Probador de toboganes

Este podría ser el sueño de todo niño. En una ocasión, una cadena de hoteles británica ofreció un puesto de trabajo temporal (6 meses) que consistía en probar toboganes acuáticos por toda Europa, haciendo algunas paradas extra en Tailandia y Egipto. Los requisitos imprescindibles para el puesto eran tener dotes comunicativas y escritas, así como un gran manejo de las distintas Redes Sociales. ¿Su sueldo? 32.000 dólares y una semana en un todo incluido de la compañía.

10. Descargas eléctricas a personas ebrias

En México hay un juego muy popular entre las personas ebrias llamado Toques. Éste consiste en ver cuántos voltios eres capaz de aguantar antes de que caigas desmayado. El juego es tan popular que Rodríguez puede llegar a ganar unos 370 dólares en un fin de semana. Teniendo en cuenta que cada descarga cuesta 2 dólares, podríamos decir que es todo un éxito.

9. Ordeñador de serpientes

El veneno de serpiente se utiliza para multitud de cosas, como antídotos o medicinas. Pero, ¿Quién se encarga de recolectar este líquido mortal? Los ordeñadores profesionales. Lo más extraño de su trabajo es que tienen que desempeñar su empleo sin guantes, ya que aseguran que si se los pusieran sería más complicado saber cuál será el próximo movimiento del reptil.

teletrabajoy-negocios

8. Sexadores de pollos

Uno de los trabajos más raros del mundo, pero mejor pagados, es el de sexador de pollos. Pueden llegar a ganar hasta 61.300 dólares al año, ya que hay un reclamo tremendo por parte de las empresas, concretamente en UK. Y es que parece que a la gente no le acaba de convencerle este empleo.

7. Vigilante para comprobar que la pintura se seca

Este empleo es tan raro que ni si quiera tiene profesión en sí, pero existe. Keith Jackson lleva más de 30 años vigilando que la pintura se seque. Esto se debe a que muchos de sus clientes necesitan un tipo especial de pintura que se seque lo suficientemente rápido para que la gente pueda pasar por esos lugares sin que esto interrumpa su trabajo. Es particularmente útil cuando tienen que remodelar estaciones de metro, ya que están abiertas durante tantas horas que sólo pueden realizarse trabajos de mantenimiento entre las 3 y las 5 de la mañana. Según Jackson, la pintura que más rápido se seca puede tardar media hora en estar lista.

6. Mimador profesional

¿Pensabas que lo habías visto todo? Los mimadores profesionales cobran entre 60 y 80 dólares la hora, y son un tipo de terapia especialmente recomendable para aquellos que tienen depresión o que hayan sufrido abusos. Por esta razón deben ir preparados a todas sus citas con ropa de recambio, ya que muchos clientes suelen ponerse a llorar en mitad de un abrazo. Por si esto no fuera suficiente, están bastante mal vistos por la comunidad más conservadora, ya que lo consideran una forma de prostitución y de “monetizar el amor”.

5. Empujador de metro

En Tokyo hay tanta gente que va en metro que, en las horas puntas, hay unos puestos especiales de “empujadores”. Éstos, equipados con un uniforme y unos guantes blancos, se dedican a empujar a la gente para que nadie se quede fuera del vagón.

4. Censor de porno para militares

Desde 1996, es ilegal alquilar o vender porno en las bases militares estadounidenses, por lo que el Pentágono tiene a sus propios censores entre sus filas. Éstos no prohíben películas o revistas de desnudos, pero eliminan todo lo “lascivo y/o destinado a provocar una respuesta sexual”.

3. Autoestopista profesional

Hasta el pasado abril, en Jakarta (Indonesia), podías contratar a un autoestopista profesional. En este lugar hay un gran problema con el tráfico, por lo que hay una ley que sólo deja circular a coches que lleven tres personas. Por eso, hay muchos que se ofrecen como “ocupantes” y, a cambio, reciben un sueldo. Esto era especialmente conflictivo porque muchos de estos autopistas eran madres con niños pequeños, así que ofrecían dos pasajeros por el precio de uno.

2. Probador de comida de animales

¿Creías que ese puré de verduras de tu colegio era lo peor que habías comido en la vida? Pues debes saber que hay quien se dedica a probar comida de animales. Sí, esa que se come tu perro o tu gato. Un junior puede llegar a ganar 25.000 dólares al año, y un experto unos 62.000 dólares.

1. Profesor de surf…para perros

Sin duda alguna, el trabajo más raro del mundo es el de profesor de surf para perros. Teevan McManus consiguió este puesto después de que su mascota, Murphy, le siguiera cada vez que practicaba este deporte. Un día decidió enseñarle a ponerse encima de una tabla, y fue entonces cuando un hotel de San Diego le contrató.

Escrito por Ana Muñoz

innovacion-en-tecnologia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *